Ciudad Juárez contiene tasa de extorsión

Lunes 13 Septiembre.- De acuerdo con la Encuesta Nacional de Victimización de Empresas 2020 (ENVE), la extorsión empresarial se generalizó en México y ésta va a la alza, pues la tasa por cada 10 mil empresas incrementó 58 por cierto de 2017 a 2019: de cada 10 mil empresas mil 821 fueron extorsionadas

De acuerdo a la iniciativa México Evalúa, atender este delito se vuelve aún más complejo si las autoridades no cuentan con datos de calidad, puesto que en el 99 por ciento de los casos de extorsión empresarial no se denuncia (ENVE 2020).

México Evalúa refiere que la extorsión es un delito con altos costos para las empresas, ya que las pérdidas registradas por extorsión ascendieron en 2020 a 6 mil 942 millones de pesos; el doble de lo que el Gobierno federal anunció como paquete inicial para atender el coronavirus.

Ante este panorama, México Evalúa presenta un diagnóstico de la extorsión en Ciudad Juárez, Chihuahua, en donde se tuvo un momento crítico entre los años 2008 y 2009, pero en 2020 registró una tasa de 0.59 extorsiones por cada 100 mil habitantes, muy por debajo del promedio nacional de 6.26, según las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

 “Si buscamos información más allá de los datos oficiales y usamos esos recursos para conocer mejor los retos a los que nos enfrentamos, estaremos en posición de diseñar acciones focalizadas que atiendan la dimensión local de la seguridad. Ciudad Juárez es una prueba de esto”, dijo Edna Jaime, directora general de México Evalúa.

Una de las principales lecciones más claras que se derivan del estudio Impuesto Criminal: Extorsión empresarial en Ciudad Juárez es que la colaboración entre la sociedad civil organizada, empresarios comprometidos y funcionarios públicos es clave para frenar este delito.

A partir de este trabajo, Edna Jaime, recomendó a las autoridades y empresas, respectivamente acciones concretas de política pública que pueden ser adaptadas en otros municipios del país para atender este delito: Combatir la corrupción policial para evitar la colusión; Fortalecer la Unidad de Antiextorsión Empresarial; Concentrar inteligencia y prevención en PYMES; Diseñar protocolos estandarizados para protección a empresarios afectados en caso de amenazas Incentivar la denuncia, garantizando la seguridad de las víctimas; y Promover ministerios públicos móviles y especializados en extorsión.

Y para el segundo sector recomienda No dejar documentación o correo en áreas de acceso público;     No dar información confidencial en persona o por teléfono; Las mismas personas deben atender siempre las solicitudes de información; Ser cuidadoso en la información que se comparte en redes sociales, buscadores de internet y/o bases de datos personales; y No utilizar rutas de entrega/transportación rutinarias.

En México Evalúa estamos convencidos de que, a partir de políticas públicas bien diseñadas se puede atender el fenómeno delictivo en nuestro país. Partiendo de diagnósticos locales y bajo esquemas multiactor: ciudadanos comprometidos, sumados a empresarios dispuestos a apoyar, articulados con autoridades.

Durante todo el mes de septiembre, presentaremos una serie de investigaciones sobre extorsión empresarial, construidas con información cuantitativa y cualitativa para obtener evidencia a un nivel local.

Fuente: México Evalúa

Rene Sánchez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × dos =

Volver arriba