40% de los residentes de BC viven con inseguridad alimentaria

Las organizaciones sin fines de lucro estiman que hasta el 40 por ciento de los residentes de Baja California viven con inseguridad alimentaria y el cierre del banco de alimentos de la ciudad no está ayudando.

Desde el comienzo de la pandemia, los economistas y los expertos en salud han advertido sobre la inevitable pandemia secundaria de pobreza que afecta a países en dificultades como México, donde 8.5 millones de personas vivían con menos de 2 dólares al día antes de la recesión económica causada por COVID-19.

Hasta el 40 por ciento de la población de Baja California carece actualmente de acceso a alimentos frescos y saludables, según la International Community Foundation (ICF). Esta cifra es superior al 15 por ciento que había antes de que comenzara la pandemia.

A la actual inseguridad alimentaria se suma el reciente cierre temporal de los bancos de alimentos de la ciudad, víctima de lo que se ha caracterizado como un enfrentamiento político entre el alcalde de Tijuana y el gobernador de Baja California.

Conforme la pandemia transtorna la cadena de suministro de alimentos, empieza a notarse el creciente número de personas que viven con hambre en Baja California.

A medida que la pandemia altera las cadenas de suministro de alimentos, el creciente número de personas que viven en Baja California con hambre o inseguridad alimentaria está comenzando a mostrarse.

Largas filas se extienden fuera de los comedores de beneficencia sin fines de lucro, mientras que los trabajadores uniformados de la construcción saltan las vallas después del trabajo para buscar fruta en los árboles de guayaba. El problema se ha visto agravado por la disminución de la ayuda transfronteriza, la falta de asistencia gubernamental y la preocupación de que las colas de espera abarrotadas puedan favorecer la propagación del virus.

Nydia Mejía

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba